Posteado por: gabriel | 24 febrero 2021

Luisito nos trae los Molinos de Raffo hoy.

Predio de los viejos Molinos de Raffo, foto Luis Chaves, 2021.

Luisito, un gran investigador, no pudo con su genio y se fue hasta la calle Raffo en busca de los viejos Molinos, aquí nos llega su e mail y sus fotografías, tomadas en un hermosísimo día de verano y con una gran perspectiva del predio, las cuales agradecemos profundamente.
Ubicación de uno de los antiguos Molinos de Raffo, foto Luis Chaves, 2021.

Ubicación de uno de los antiguos Molinos de Raffo, foto Luis Chaves, 2021.


Hola Gabriel y vecinos de VillaSayago.Com después de tanto tiempo. Interesante el tema de los Molinos de Raffo. Estos 2 molinos tienen sus bases en pié. En ese lugar funciona hoy en día una congregación religiosa. Muy difícil hicieron la posibilidad para entrar y tomar un par de fotos.
Entonces pasé por el frente cuando estaba cerrado y tomé estas desde lejos. En dos de ellas te marqué la base de uno de ellos. El otro, a la izquierda no se vé.
Si te sirven, aprovechalas. Estoy a la orden por lo que pueda hacer.
Un abrazo para todos los vecinos.

Luisito Chaves Pereyra.

Aquí les dejamos link a nota de origen Molinos de Raffo

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 20 febrero 2021

EL Cine SAYAGO, por Fernando desde Italia

El último jueves y viernes antes de las vacaciones de julio, a la salida del liceo, encontrábamos en la puerta un par de muchachos del cine Sayago distribuyendo los bonos.Siendo dos semanas, el bono de julio era exageradamente largo y las matineé que empezaban el mismo sábado, constaban de tres películas una atras de la otra por pocos pesos. Nos amontonábamos alrededor de los jóvenes para pedir un bono y después entre nosotros mismos para ver las películas que pasarían.

“Mirá, el miércoles dan Rocky, el viernes Tiburón, está el Exorcista”.

Así pasábamos las vacaciones de julio, había películas para elegir cuantas quisiéramos y enel hall del cine se formaban largas colas para retirar las entradas, sobretodo las noches que daban obras famosas. Una vez adentro, el “relajo” era asegurado, gritos, pies que pegaban contra el parquet o chumbitos que hacían vibrar la pantalla. Hasta la limpiadora, una señora bajita y de pelo blanco o el “coquito” venían a ver lo que pasaba asomándose por detrás de las gruesas cortinas del ingreso. Cada vez que Vicente, el dueño del cine, pasaba por el pasillo, alguien desde la oscuridad le gritaba alguna cosa no muy bonita y muchas veces terminaban prendiendo las luces y parando la película para meter orden en la sala.

Quién de nosotros no habrá visto las tres horas de película de los Diez Mandamientos o se habrá “chupado” Siete hermanos para siete novias en espera de poder ver la tercera película que estaba buena ? Tarzán el hombre mono, Furia de titanes, Juntos son dinamita, el bebé de Rosemary, Rocky, estos alguno de los títulos de aquellas matineé que llenaban nuestras vacaciones y nos alegraban la vida.

Fernando Manzoni

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Los carnavales del Club Sayago ?

30 AÑOS DEL 1er PREMIO , CONTRAFARSA NO SE MARCHA…SE QUEDA EN TU CORAZON

En este año especial, sin carnaval, los recuerdos vuelan a treinta años atrás, cuando el barrio se despertó una mañana y se puso a festejar el triunfo de Contrafarsa.

Era febrero del ’91. En un tablado Sayago rebosante se presentaba al público por primera vez en aquel carnaval Contrafarsa.

Cuando arrancó el primer verso de la presentación, el barrio entero quedó en silencio. “Murga que canta, que pinta, que siente, que es voz de madrugada y sueña….” y un clamor subió desde los tablones, ojos emocionados y corazones palpitantes empezaban a vivir la aventura más conmovedora y emocionante de aquel febrero.

Tablado tras tablado la murga agarraba mas fuerza, crecía con nosotros que la seguíamos, mejoraba, cambiaba y seguía emocionando.

En un Teatro de Verano desbordado la murga dió lo mejor de sí y la bajada fue memorable…todos en pie cantando junto a los murguistas, con la boca llena de murga pintándole la cara a la ciudad.

Un barrio esperaba el gran momento, se percibía en la calle, en la feria, en el supermercado, este era el año de la Contra, y llegó la madrugada de los fallos.

Nadie durmió aquella madrugada, algunos esperaron en el Club Sayago, otros en las casas con las radios encendidas, hasta que finalmente llegó la noticia, junto con el sol que nos regalaba un nuevo amanecer.

El barrio se despertó al ritmo de marcha camión. Bombo, platillo y redoblante recorrieron aquella mañana las calles casi desiertas, abrazos, lágrimas y sonrisas se juntaron, se pintaron la cara y salieron a la calle… porque Contrafarsa iba soltando piropos, canciones por los rincones de Montevideo, desde la esquina cooperativa del viejo Sayago que agita el cemento…y sobre todo…Contrafarsa ….Contrafarsa….no se marcha…se queda ! se queda cantando con la cara al viento !!!

“La boca llena de murga explota en esta canción, Contrafarsa no se marcha … .se queda en tu corazón…”

Fernando Manzoni

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 12 febrero 2021

Noménclator Sayaguense : Molinos de Raffo

Edificios construídos para varios siglos ( © Juan Castro )

MOLINOS DE RAFFO.- Debe su origen a una antigua y acreditada fábrica de harinas, denominada «Molino Americano», fundada en 1880, propiedad de don Antonio Raffo y Hnos. y
situada en la calle Agraciada Nº 113. Fue destruido por un incendio en 1910.

Del libro Noménclator Montevideano de los profesores Alfredo Castellanos y contando con la actualización de nuestro querido e inolvidable Profesor Antonio Mena Segarra, editado por la Intendencia Municipal de Montevideo.


La calle Molinos de Raffo limita realmente lo que conocemos con el nombre de Barrio Sayago del propio barrio de La Floresta, que está pegadito. Es una calle realmente singular, pero de la cual no hemos tenido ningún vecino que nos escriba con sus recuerdos, esperemos que este artículo sirva para ello.

NdeR : Creo recordar que aún por los 80/90s existía algo de lo que fueron los antiguos Molinos de Raffo, algún resto de edificación…no lo tengo claro, he buscado en el archivo pero no me aparecen imágenes. Alguien de los lectores sayaguenses, puede ir a hacer alguna foto, así tenemos actualizado su estado actual?

El historiador barrial Juan Castro, nos había acercado hace un tiempo algunas fotografías de edificios de esta zona que pueden ver picando en Viejas Bodegas de Millán.

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 8 febrero 2021

Una muy buena noticia: nace un nuevo espacio sayaguense!

Una poética estación Sayago en medio de la niebla invernal y nuestro SX(M) Fernando Manzoni


Ya hace años que contamos con la participación de Fernando Manzoni en VillaSayago.Com, siempre con unos textos hermosísimos, pues bueno, hoy nos hace llegar la noticia de que desde Facebook, tendrá su propio espacio sayaguense de Villa Sayago al que ya pueden ir mediante el link.
Los invitamos a visitarlo cotidianamente, a comentar, y a continuar ampliando nuestro querido vecindario en el nuevo formato.
Fernando, grandes éxitos descontamos desde ya!


Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Barra del Bar El Cantón

Barra del Bar El Cantón de Ariel y Bell, allá por los 70s, archivo de Luis Tesore.

Hola vecinos de VillaSayago.Com, hola, Gabriel, como estás, espero que bien y sobrellevando esta pandemia.

Rescaté esta foto de una barra del Bar El Cantón de Ariel y Bell.
No sé exactamente de que año será, pero supongo que de la década del 70.
Te cuento, el que esta a la derecha agachado es mi querido viejo, Walter Tesore, a su lado agachado Tito Blummer , a la izquierda abajo el “petiso” Iglesias que trabajaba en Moro, el segundo de la izquierda parado Ruben Álvarez (creo que era gerente del banco la Caja Obrera de Colón pero vivía por Avenida Sayago entre Propios y E. Regules, al medio de brazos cruzados Lito Fernández (era vecino mío en Bell y Ariel), atrás parado a la derecha el “gordo” Diego (creo que vivía en Peñarol), no recuerdo el apellido y el último a la derecha parado de camisa negra era un señor de apellido Verde que vivía en el Prado.

Espero que sea un buen aporte al blog y capaz que alguien mas recuerda algún nombre de los que faltan.
Un abrazo grande.

Luis Tesore


Gracias Luis por esta joya de “aquellos años”, y esperamos que mas vecinos se sumen y nos ayuden a poner mas nombres a los parroquianos que aparecen en la foto y nos ilustren sobre la historia del Bar El Cantón, de Ariel y Bell.

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 1 febrero 2021

Tenés un pucho ?

Foto Fernando Manzoni © 2010

Tenés un pucho ? Se perdía adentro de su sobretodo marrón, viejo y hediondo, se te pegaba al lado en la parada esperando que viniera el 130, así a las apuradas alguien tiraba medio cigarro al piso y ella lo recogía sonriendo, lo apagaba y se lo metía en el bolsillo del gabán. Vivía en un ranchito por Pedro Ibarra, la calle de tierra que comunicaba Olazábal con Carafí. Se llamaba Juanita.–

Fernando Manzoni

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 28 enero 2021

El caramelero, por Fernando desde Italia

Preciosa vista de un bonito edificio escolar ( © F.Manzoni )

Iniciamos hoy una serie de preciosos – y diríamos delicados textos – que nos envía Fernando desde Italia. Son pequeñas pinturas, ya lo dice él en otro artículo: ” no teníamos teléfonos inteligentes, solo nuestra memoria”…y es que son eso, son instantáneas simples, profundas y con todo un halo de cariño que hoy comenzamos a compartir. Gracias Fernando por permitirnos compartirlos con el mundo.

El Caramelero

El caramelero observaba el panorama detrás de sus lentes gruesos mientras acomodaba su valijita de madera llena de dulces, chicles y otras delicias. Diez minutos antes de que tocara el timbre de la salida, algùn alumno ponía el cartel de “ESCUELA” en el medio de la calle y se volvía corriendo hacia la clase.

En los salones preparábamos las carteras después de haber copiado los deberes a las apuradas en la libreta y nos quedábamos sentaditos esperando la hora, mientras la maestra, siempre muy coqueta, sacaba un espejito y se acomodaba los cabellos, con un ojo puesto en la clase y otra en el espejo.

Se sentían las voces que susurraban, “nos vemos despues de comer en la cancha del Brandi” decía alguno, otros hablaban de la placita de Quicuyo o de la vía, la niñas se ponían de acuerdo para encontrarse en la casa de alguna, eso sí, ellas salían a jugar después de haber hecho los deberes.

Mientras tanto el tiempo, en esos últimos diez minutos de lección, no pasaba más, hasta que se sentían los pasos de la directora, que atravesaba el gran patio interno con aquella enorme claraboya y acercándose a la puerta, miraba el minúsculo reloj de pulsera y a las 12 exactas tocaba la campana.

Ruidos de bancos arrastrándose, puertas que se abrían y gritos de liberación acompañaban el final del sonido del timbre, salíamos en tropel hacia la calle donde algunos venían recibidos por sus padres que les preguntaban cómo les había ido, otros se iban caminando a las apuradas por Ariel hacia Garzón o hacia la vía, otros cruzaban casi sin mirar la calle hacia la parada.

Se formaban distintas filas para esperar los ómnibus, siempre había una maestra a controlar que las cosas se hicieran en el mayor orden posible. La del 145 hacia Colón era la fila más larga, después estaba la del 526 que era cortita y la de los otros ómnibus.

La del “500” era la que se vaciaba más rápidamente porque el bus de Come era el primero en llegar, después la de los otros y por último quedaba siempre la del 145. Mientras tanto el caramelero continuaba vendiendo sus golosinas y los gurises del comedor iban llegando poco a poco a la escuela. Siempre había alguien que “cortaba para la salida” y bajo los ojos de la maestra que no veía la hora de irse para su casa, se armaba pelea en el medio de un círculo de varones que hacían fuerza por uno o por el otro hasta que la maestra no los dividía tirándoles de las orejas.

“Ahí viene, ahí viene” gritaba alguien y la fila se armaba perfectamente otra vez. El Leyland paraba de malas ganas delante a nosotros y a los gritos y empujones subíamos al 145. El guarda nos hacía pasar al fondo y las carteras se trancaban entre llos pasajeros que iban parados en el medio del pasillo. Algunos lo tomábamos por dos cuadras, otros por 5 o 6. Bajándonos, gritábamos y reíamos, recordábamos la cita para la tardecita y desde abajo hacíamos gestos con la mano a los que quedaban en el ómnibus antes de salir corriendo, con la túnica desprendida, la moña deshecha y la cartera debajo del brazo hacia nuestras casas.

Fernando Manzoni

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 19 enero 2021

Noménclator Sayaguense: Calle Payagúas

Últimos indios payagúas, imagen de Wikipedia.


PAYAGÚAS.- Nación indígena del alto Paraguay, indómita y belicosa, que opuso tenaz resistencia a la conquista militar y misionera española en dicha región.En 1537, los «payaguás» dieron muerte a Juan de Ayolas -integrante de la expedición de Mendoza en la localidad de Candelaria el conquistador español regresaba de una incursión, a través del Chaco, hacia la buscada Sierra de la Plata, en los contrafuertes andinos del Alto Perú, donde obtuvo algunas muestras de plata y oro de las tribus de dicha comarca. En repetidas ocasiones atacaron a los pueblos misioneros del Alto Paraguay, obligando a sus pobladores indígenas a repelerlos mediante el empleo de armas de fuego.

Del libro Noménclator Montevideano de los profesores Alfredo Castellanos y contando con la actualización de nuestro querido e inolvidable Profesor Antonio Mena Segarra, editado por la Intendencia Municipal de Montevideo.

El encanto de las calles cerradas, Payagúas en una mañana de verano.


Del encanto de esta calle tan particular de Sayago ya hemos escrito en varias ocasiones, no vamos a extendernos, sí les dejamos los links de lo ya publicado para que puedan navegar a gusto.
1: Pintura de una calle en la visión de sus vecinos
2: Apenas vi esta publicación llamé a mi madre.
3 : Nostalgiando.

¿ Qué calle quisieran que aparezca en el próximo Noménclator Sayaguense?

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Posteado por: gabriel | 9 enero 2021

Nos escribe Eduardo Mario desde Colón…..

Racing – Central, febrero 2009 ( © Guillermo Garrone )


Nos escribe Eduardo desde Colón, busca información del tipo de la que los Racinguistas acérrimos estoy seguro poseen y quieren compartir, transcribo la carta-e mail que nos ha llegado:

Estimado Sr. Gabriel, encantado de conocer su blog referido a Villa Sayago.y su rico acervo històrico y cultural.
Aunque no soy específicamente de ese Barrio, soy vecino de Colòn.

Uno de mis hobbys es el Fútbol retro y conozco de la rica historia de la “Escuelita de Sayago” semillero de granes futbolistas. Los Bergara, los Benìtez, Mazurkiewicz. Chabay. Jorge José Gonzáles, los Corbo, Sandoval, Ferrero, Hamlet Tabárez, Julio C.Morales,Comesaña, etc. De ahí que lo moleste por una información sobre el malogrado futbolista Julio César Benítez Amoedo,y el lugar de nacimiento.

Soy miembro del Grupo Nostálgicos del Fútbol Uruguayo y en una publicación sobre este Crack que brillara en Barcelona de España y falleciera sorpresivamente a los 27 años en su apogeo, por causas nunca aclaradas totalmente. Un miembro afirmó en un comentario que Julio y Eladio, habían nacido en Curtinas Dpto. de Tacuarembó.
De la bibliogafía consultada al redactar mi publicación, de todas ellas me surgen como nacidos en Montevideo y productos genuinos de Sayago y Racing Club.

Me conectè con este Sr. para conocer la fuente de su información por si tuviera que rectificar mi publicación.La repuesta no me conformó (Siempre se dio como como que eran nacidos en Curtinas), por lo que le solicitarìa si es posible por su intermedio si posible algùn dato más concreto.

Quedo muy agradecido desde ya por lo que sea posible hacer al respecto.
Lo saluda muy atte. Eduardo Mario Gamboa Alassio.

Hasta aquí su mensaje, seguramente lo podamos ayudar, por lo pido a todos los conocedores del deporte sayaguense que se pongan a trabajar y nos manden su info, como siempre a Contacto de VillaSayago.Com.
Eduardo y su equipo Nostálgicos lo agradecerán.

Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License

Older Posts »

Categorías