Posted by: gabriel | 26 August 2009

“28 de Febrero…. mi calle “, escribe Oscar Grecco

¿ Comienza o finaliza en Ariel ? ( foto GGarrone 2009 )

¿ Comienza o finaliza en Ariel ? ( foto GGarrone 2009 )

No todos tenemos una calle.

Todos en cambio tenemos un país , una zona , un barrio al que nos sentimos pertenecer. Pero cuando tenemos UNA CALLE , es porque ese espacio de tierra , tosca o asfalto , que para algunos es sólo un lugar a transitar , para otros es un compactador de recuerdos, es la forma de alinear imágenes , sensaciones, olores y sabores, de nuestra infancia , adolescencia, juventud….o de toda una vida.

Mi calle fue 28 de Febrero …obviamente , la mejor de todas. Y del mismo modo que todos conocemos los nombres de nuestros familiares , yo conocía, y aún recuerdo los nombres y casas de casi todos los que en las décadas del 60 y del 70 vivieron en la calle 28 de Febrero.

Comencemos a transitarla. Para ser consistente con la numeración que la Intendencia le dio, podemos afirmar que mi querida calle comienza en Camino Ariel y termina en Propios ….si ya sé en Bulevar Batlle y Ordoñez….pero para mí termina en PROPIOS.

Primera cuadra cortita , una sola acera ya que enfrente comienza uno de los andenes de AFE. Un boliche en cada esquina , la casa de fotografía de la familia Repetto, y nada mas que me haya marcado algún recuerdo.

Cruzando Pedro Boggiani , en la esquina el Bar Emilio , la mejor pizza del mundo. Un italiano que usaba un horno eléctrico a las mil maravillas , y hacía la pizza con una salsa que jamás volví a comer.

Bar Emilio la mejor pizza de la época, cerrado en los 60s.

Bar Emilio la mejor pizza de la época, cerrado en los 60s.

En esa misma cuadra estaba el local de Frigonal o Frigorífico Nacional para aquellos que nunca lo sintieron nombrar. Proveedor del barrio de especialidades varias , que no voy a enumerar porque ninguna de ellas me distraía en la consecución de mi único objetivo: una enorme lata de dulce de batata.

Junto a ese local vivía un Dr. Ferreira que supo ser suplente del Intendente en la década del 70 , y al que nunca conocí. En la casa de al lado dos señoras mayores ( si en mi recuerdo eran mayores supongo que tendría cerca de 40 años ), y si no me equivoco erán familiares de Nestor Laurano (compañero de clase de la escuela 52) Creo que fue allí mismo – en el garage con puertas de madera – que concurrí a aprender dibujo con un joven que sopongo era pariente de ellas.

Dejo constancia que , infelizmente, nunca aprendí a dibujar.

Luego el queridísimo Club Sayago , enfrente el Colegio San Juan Bautista , hasta el año 68 (creo) que dejo lugar al Liceo 23.

Plaza 25 de Agosto ( foto GGarrone, 2009 )

Plaza 25 de Agosto ( foto GGarrone, 2009 )

Cruzando Elías Regules , la plaza 25 de Agosto , primero rodeada de tejido y transparentes con Adrián de cuidador incluido , y luego convertida en una hermosa plaza abierta con mucho verde y pasajes de predregullín.

Varios Médicos vivieron en los siguientes metros, Rinaldi, Sbárbaro , a los que nunca ví en el barrio , salvo saliendo y entrando en auto de sus casas.

Sigo …..la familia Pérez donde aprendí mis primeras lecciones de Inglés , con Graciela , que después se casaría con un muy bien jugador de Básquetbol de Olimpia , Salaberry.

Al lado Ana María y Daniel Pintado . Enfrente la familia España.

La sombra de verano en 28 de Febrero ( foto  Guillermo Garrone, 2009 )

La sombra de verano en 28 de Febrero ( foto Guillermo Garrone, 2009 )

En mitad de cuadra el Gimnasio Sayago y exactamente frente a él , una vieja casona de no menos de 15 metros de frente , construida en medio de un gran parque con enormes árboles ,tipo ciprés, donde veíamos a una señora de pelo oscuro muy de vez en cuando , y cuyas ventanas de madera tipo postigones , recibieron alguna piedra (chica) lanzadas por mi amigo Alberto Rivas y yo , como prueba de que a los 8 o 9 años éramos verdaderos transgresores.

Albertito era rápido coriendo, asi que cuando yo me disponía a correr, muchas veces la señora se asomaba por la ventana y sólo me veía a mí. No nos gustaba esa casa , seguramente porque en el fondo de nuestra mente de niños nos producía miedo el silbido del viento entre sus enormes árboles, que sentíamos en el silencio de la noche , en muchas noches de invierno. Años después vivió en esa casonaa la familia de la Sra Ana María , hija del célebre escritor Felisberto Hernández.

Y llegamos casi dentro de mi casa , porque los vecinos que nombraré a continuación eran casi como de la familia. La familia Cabral , Palé (a doña Pepa la enloquecíamos saltando a su jardín a buscar la pelota , y a su perrito Fiel le encantaba corrernos a mordiscones.

Las familias Zorrila , Bologna y Vallarino en la vereda de enfrente. Toda gente muy querida , excelentes vecinos.

Mis vecinos más próximos : En la planta alta de mi casa , Doña Clementina y su hija Dina La familia Rivas,sus hijos Rosario y Alberto , los Bianchi-Caorsi (Leonardo y Daniela) , la familia Castro – Maranges por donde circulaba medio Sayago a aprender piano, solfeo, guitarra y hasta pandereta, con Olga y Nuria , madre e hija, admirables y virtuosas para la música.

En la esquina de 28 de Febrero y Propios , el viejo Almacén, sobre el que ya he escrito y enfrente la familia Silva – Terán con una cantidad de hijos , todos varones , Carlitos y Mario por nombrar dos de ellos, todos muy “bolsos”. Carlos Silva los días de clásicos llenaba si camioneta VW Kombi de vecinos y rumbeaba para el estadio..y admitía “manyas” ..que tiempos aquellos …. ahora no pueden subir a un mismo ómnibus.

Esta era 28 de Febrero , la del Club , la del liceo , la del Gimnasio, la de la estación , para mí la avenida principal de mis primeros años ……¿18 de Julio? ¿qué es eso?

Esta era mi calle , cincuenta años después no he necesitado recurrir a
apuntes para nombrar personas o describir lugares , tengo tengo todo en la memoria, tengo todo en el corazón….si eso…tengo todo marcado a fuego en el corazón.

Oscar Grecco, agosto 2009


Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License.


Responses

  1. Todos quienes fuimos al liceo 23 tuvimos un contacto diario con esta calle.

    También por el gimnasio. no? Como olvidar a Adrián o al profesor Olivera.

    Tenía en esta calle tres compañeros: Gustavo Mónaco frente mismo al liceo y más hacia propios Rinaldi (no recuerdo su nombre de pila) y el hoy reconocido pianista Sergio Elena, nieto del escritor Felisberto Hernandez, que vivía en la casona frente al gimnasio a la que Oscar hace referencia en su artículo.
    También por ese entonces uno supo frecuentar el viejo club Sayago acompañando a mi viejo que paraba allí.

    Como olvidar aquellos partidos prehistóricos de cuarta de ascenso en la vieja canchita del fondo de la sede, y los líos que se armaban a veces.

    Y también de pronto alguien se acuerda del cambalache que estaba frente a la estación, que ponía un cartel con avisos como por ej. “Se necesita un hombre con cara de infeliz” y cosas así por el estilo.

    Nos matábamos de risa al pasar por allí a la salida del liceo.

    De verdad era una linda calle.

    • Te corrijo Alvaro, sigue siendo una calle preciosa, si no mirá las fotos que son muy actuales.
      Lo que no sabía – y me desayuno por el artículo de Oscar – es que Adrián ya estaba en el tema Educación Física desde la época de la Plaza de Deportes de Sayago, yo pensé que era funcionario del Gimnasio pero de nuestra época.
      Todos los días se aprende algo nuevo.

  2. Te felicito Oscar!!

    Excelente recorrido, hasta sentí el olor de la pizzería!!,
    Leer cosas así a los que estamos lejos nos hace volar hasta Uruguay, sin pasaje, sin aduanas, sin esperas, sin visas ni pasaporte.

    Puedo asegurarte que en los 15 minutos que dediqué a leer tu relato, (lo hice concienzudamente lento adrede), salí por ésta ventana del piso 17 en San Juan, Puerto Rico, atravesé la isla hacia el Sur, pasé por encima del Caribe como un huracán más y atravesé toda sudamérica a la velocidad de rayo, me pegué terrible frenada en la esquina de Ariel y la vía para comenzar a caminar a paso lerdo esas dos cuadras, mirando, oliendo y sintiendo cada palabra de tu relato.

    Gracias.

  3. Sencillamente ¡¡Maravilloso¡¡ lo estaba leyendo bien despacito caminando por el cordon de la vereda .
    Otro muchacho que me hace viajar sin ‘guita’,y lo de la pizza completamente de acuerdo.
    BRAVO OSCAR .

  4. Oscar, te mandaste no una historia sino una película de tu calle, excelente!.
    Algunos de los vecinos mencionados que recuerdo son Leonardo Bianchi, que fuimos compañeros en la 52, y a Carlitos Silva que andaba mucho por el CJS por los ’70s.
    Gracias por compartir tus historias.

  5. Muy bien Oscar mis mas sinceras felicitaciones, por escribir de esa manera muy descriptivamente, de repente tenes razón y uno piensa muy similar, referente a la calle donde se crió o pasó su juventud, cada rincón, cada olor y cada imagen es parte de uno, Olazábal tenía mucha similitud y no era solo que comenzaba en Ariel y terminaba en Propios, sino que tenía su personalidad, los vecinos, en fin buenos recuerdos, ahora : no conozco Sayaguense que no haya dejado algunos pasos en 28 de Febrero, por el Liceo, por el Gimnasio , La Plaza 25 de Agosto o el Viejo Club Sayago.
    Te vuelvo a felicitar que calle tenés !!!. mejor dicho que calle tenemos en SAYAGO. !!!

  6. Oscar: si yo mal no recuerdo, en una época viviste tambien sobre Propios?

    Yo tambien fui compañero tuyo, lo que no me acuerdo si fue en la escuela o en el liceo o en los 2 lados.
    Un abrazo, Fabian

    • Fabián : bienvenido, decime, sos hijo del gran ferretero de Sayago y sobrino de Ruben ( de Ferretería El Trompo de Peñarol ) ?
      Si es así te convocamos a que nos envíes fotos y que nos cuentes historias de tu vida en Sayago.
      Estás en Uruguay o sos un “Sayaguense por el Mundo “?
      Esperamos verte seguido por aquí,
      sls
      gabriel

  7. Me olvidé, el nombre de Rinaldi era Pablo.

  8. […] felicitación a la Señora Rosita – mamá de Lalo – y un Sote para Oscar, se pasó con su relato de 28 de febrero,fue una declaración de […]

  9. Sí, soy el hijo menor del “ferretero” , como vos decís.

    Yo estoy viviendo hace 8 años y medio en Israel, pero siempre tengo a Sayago grabado a fuego en mi corazón.

    Empezando por la casa de E. Regules e I. Rivas donde nací, pasando a la casa de Cno. Ariel arriba de la ferretería, donde viví hasta que me casé. Recordar a mis amigos del barrio (no quiero nombrar uno por uno, por temor a olvidarme de algun nombre), jugando a la bolita en las veredas, al fútbol en P. Boggiani, con la pelota de plástico, y si había plata, comprábamos una de goma que si no se iba para la casa de algún vecino que no la quería devolver, igual siempre se nos pinchaba.

    Los años de la escuela 52 con Ma. Delia como directora, con esa cara de mala pero con un corazón enorme. Luego el liceo 23, donde aprendimos una leccion de vida y compañerismo, el club Sayago, tanto la sede vieja con la cancha de cemento lustrado, donde había que ser guapo para jugar despues de la lluvia (seguro patinabas y te matabas), como la sede nueva, vieron pasar gran parte de mi juventud.

    Las casas viejas con jardines, el olor a las glicinas y jazmines, hacían del pasear por el barrio algo especial, distinto, que no encontrabas en ningun otro lado. Escribo, y es como si estuviera viviendo todo nuevamente a pesar que ya han pasado muchísimos años.

    Bueno, por ahora me despido con un fuerte abrazo para todos. Fabián

    • Fabián !!!, qué alegría y qué poeta que sos describiendo el barrio.
      No sabés las veces que fui a comprar – desde clavitos, hasta martillos – a lo de tu viejo, los años me acercaron también a hacer una lindísima amistad con tu tío Ruben, que sigue parte de la profesión familiar, pero desde Peñarol.
      No te pierdas, te queremos de visita por aquí y no dejes de mandarnos alguna foto actual tuya – en algún sitio bonito de todos los que tiene tu nueva tierra – así la publicaremos en la galería de “Sayaguenses por el Mundo” , mirá que ya tenemos vecinos detectados por todas partes del mundo, aunque alguno es medio “remolón” para mandar imágenes.
      Un gran abrazo,
      gabriel

      PD: ya le dije a Raúl, mi primo que estamos en contacto contigo.

  10. Una cosa que me estaba acordando hoy es que durante algún tiempo por 28 de Febrero pasó el “526”, cuando estábamos en 5º o 6º, y a pesar que a la vieja no le simpatizaba mucho la idea, algunas veces me anotaba en un “tour” en él con un compañero que vivía en Santos y Congreso y que lo tomaba todos los días.

    Él se bajaba en Santos y Caramurúes y caminaba una cuadra y ya estaba en su casa, pero a mí era más lo que esperaba el COME que lo que demoraba en llegar a casa caminando, pero bueno, la cosa era volver en ómnibus.

    Lo que nunca supe por dónde seguía luego de dejar Santos y tomar por Avda Sayago, supongo que por Edison, pero la verdad es que nunca pase de la “frontera” permitida, demasiado que me bancaba la vieja con dejarme venir en ómnibus viviendo a 4 cuadras de la escuela.

    Tampoco me di cuenta cuando dejó de pasar… por la esquina de casa…, evidentemente estaba en otra…

    Saludos para todos
    Sergio

    • Eran los cambios que tenían esos recorridos por el ensanche y repavimentación de Garzón, algo similar vivimos los que habitábamos al otro lado de Garzón, hay que recordar que las calles quedaron destrozadas, incluso hoy Caramurúes si lo ves, no tiene un solo arreglo, sigue con las “rajaduras” y roturas del pavimento que le dejó el cambio de recorrido del 526 y me baso para ello en las fotos que me trajo Guillermo cuando estuvo ahora en marzo 2009.

  11. Claro, puede que sea por el ensanche, recuerdo que cuando se ensanchó Garzón empezaron a pasar por Avda. Sayago (y Santos) los “130”, los “Santa Lucía”, los “CODET”…, lo que no recordaba es que fuera exactamente en la misma época, creería que ésto último fue después de los “526”, pero lo más probable es que fuera por la diferencia en cuanto al recorrido del COME y los que iban directo por Garzón.

    Las calles internas del barrio evidentemente fueron hechas para un pasaje menor de vehículos, ni hablar soportar el pasaje constante de las líneas de ómnibus habituales de Garzón.

  12. Oscar hiciste un relato fabuloso de la calle 28 de febrero, tan bueno que me encontré con el nombre de mis amigas de infancia que no veo hace años y me gustaría encontrarlas porque ahora vivo fuera de uruguay, hablaste de graciela pérez,y ella tenía una hermana silvia,a te acordas??? y enfrente vivía oscar españa y una chica que se llamaaba lele, si tenés contacto de alguna de ellas mandame por favor, yo vivia en la calle caramurues casi propios y el 526 pasaba por mi casa, estoy feliz con estos recuerdos, gracias

  13. […] 1. 28 de Febrero, mi calle : por Oscar Grecco […]

  14. Felicitaciones Oscar un viaje de país y en el tiempo en unos minutos volvi a recorrer esa calle que por 15 años fue mi Avenida y realmente iba viendo rincón por rincon empezando en el bar y llegando al almacén de Manolo, impresionante relato.

    Gracias

  15. Oscar Grecco….cierro los ojos y te sigo viendo pequeño y de pantalones cortos en el liceo Madre Ana…jajajaja Yo vivía en caramurúes ,en la casa que mis padres luego le vendieron al doctor Agustín Podestá ,cardiólogo del Casmu y luego si mal no recuerdo presidente del Club Sayago.

    A Fabían Rubistein no lo conocí pero sí a su hermano Ruben ,compañero de preparatorios en el liceo colón……inolvidable con su Montgomery de color morado….los palos que nos metieron los milicos en el liceo nº 9 una mañana de invierno fue memorable.Creo que desde ése día no ha vuelto a tartamudear, fue curiosísimo. Creo que se fué a Nablús en Cisjordania a vivir en un kibutz.

    Ojalá esté bien. Su padre y su madre eran súper,súper simpáticos. Recuerdo a los Crespo ,al chiquito Crespo cuando un Viernes en la feria unos de un puesto le dijeron algo a su novia ( creo que era la hermana de Oscar Grecco),pues , este salió a defenderla y le dieron de piñazos hasta en la cédula de identidad!!!! pobrecito.

  16. El 526, cuando dejaba Caramurúes, seguía por el camino Santos , hasta la Av. Sayago,luego giraba a la derecha y en Propios a la izquierda,recto hasta Aires Puros,para meterse en Reyes,Lucas y Obes,19 de Abril .Agraciada,plcio.Legislativo, Yagurón,Gonzalo María Ramirez,….hasta ….no me acuerdo más jajajaja.-

  17. La pizza del bar Emilio…..apoteósica……irrepetible!!!!!!!

    • Bueno, al menos alguien la recuerda….yo no llegué a probarla !

  18. y la calle paralela a 28 de febrero???? ….me refiero a la calle 18 de mayo…donde nací…..frente a la ferreteria de Platero,donde está la escuela 52 por donde corrió medio barrio Sayago…….

    Pedazo de historia tiene ésa calle…. Yo la recuerdo de tierra y cuando la asfaltaron. tenía 5 años…..del gallego Rivas que repartía hielo en barra y leche……..Noooo….si es para ponerse a recordar y dejar que se nos piante sin que nadie se dé cuenta un lagrimóny que se quede ahí, un ratito, balanceándose entre las pestañas como una gota de rocío caída desde el cielo del alma!!!!!!!

    Que alegría haber encontrado ésta página a la que llegé rastreando gente desde el facebook …..ésto es la hostia!!!!!! un abrazo


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Categories

%d bloggers like this: