Posted by: gabriel | 28 May 2010

Quiero no estar

Quiero no estar ( © VillaSayago.Com 2010 )

Como me gustaría no estar, yo cuando era chico, conocí gente que no estaba.

Ya deben haber leído apuntes por el estilo, de autores varios acerca de éste fenómeno contemporáneo.
El lector que siga éste hilo debe estar aburrido de los Power Point que circulan por nuestra nueva compañera, “la red” acerca de “antes” y “ahora”. Ya que lo mencioné, me voy a detener cinco minutos en La Red.

La red era compañera de oficios de antaño, pero se puso de moda de nuevo.
Antes, sólo el trapecista no trabajaba “sin red”, hoy en la oficina, sin red no labura nadie, si alguien levanta la cabeza de su cubículo de 1m x 80cm (con la silla recostada a la mesa) , y exclama “SE FUE LA RED!”, no sé… es como si antes un preso gritara “se fueron los guardias!” o en la misma oficina diez años antes “Se fue el jefe”.

Es como un desahogo gratis e inesperado, recreo de garrón pero merecido, y esperado.
Es sinónimo de “break” en inglés, “folga” en portugués, “joda” en Uruguayo, o “Kaffe” en Sueco.
El otro pobre que no podía hacer nada sin red y tal vez no comiera ese día era el pescador, a veces parece que volvemos a nuestros orígenes pero en bits de unos y ceros.

Volver a la antigüedad se vería más o menos así ahora,

010101100110111101101100011101100110010101110010
001000000110000100100000011011000110000100100000
011000010110111001110100011010010110011111000011
1011110001100101011001000110000101100100

Y si no me creen, copien la secuencia binaria peguenla acá:
pegar aquí en este link

Yo antes no estaba a veces, eso me trae nostalgias, había veces que mi mamá o mi papá no estaban, o un amigo no estaba, fue un tiempo bonito que dejó de ser, no existe más.
Hoy en día es imposible tener la reconfortante libertad de “no estar”, al menos a mí me pasa y tal vez a muchos de ustedes.

A lo mejor alguna gente quiera estar siempre, y por curioso que parezca tampoco es posible, está calculado que tus últimos bits en la red dejarán ese extraño plano existencial que es el cyberespacio, unos 10 años despues que tu no estés.

Antes, hace unos años nomás, para ser más exacto antes de 1993 había gente que no estaba, no les pasaba nada malo, ni estaban enfermos ni se morían, solamente “no estaban”.
Es que llamábamos por teléfono a lugares, no a personas, hoy llamamos a personas y no a lugares, eso pasó del “”Movicom” para acá.

Tanto nos hemos acostumbrado a ello, que hay ciertos impertinentes que te dicen cuando te llaman: “te estoy llamando a todos lados che!… hace 10 minutos!!, ¿se puede saber donde andabas?, al celular, a la oficina, te dejé un mensaje en MSN, te mandé un SMS, y en facebook estás desconectado! ”, ay! que ganas de espetar un improperio del tipo “y a vos que c…jos te importa ¿me querés decir?”
¿Ya notaron el detalle? ¡10 MINUTOS! me estuvo buscando!, una barbaridad.

Uno podía tener una vida discreta y estúpidamente desconocida sin ser un indigente, podía tener un trabajo, pagar sus cuentas, comprar su comida, cargar nafta, o pagar el peaje, sin que el mundo entero se enterara.
Perdón si lastimo a alguien pero ya no se puede, hoy uno se va de vacaciones y “sigue estando”

Apenas hace unos lustros, llamabas a alguien y cuando escuchabas “tú-…tú-…tú…” se producía el milagro, “No está” decíamos, y chau… , no estaba… había que esperar a llamar mas tarde, o esperar a esa persona en los lugares comunes.

Yo hago todo lo posible hoy en día por pagar todo lo que puedo con los billetitos verdes, sin embargo es inútil, lo hago por la hidalguía del Quijote, que sabe que ya perdió, pero igual puede molestar.

Es que ya a nadie le pagan con billetes, le depositan en el banco y con “la de débito” nos manejamos, y bueno, ya al sacar el dinero del cajero para pagar todo en efectivo, estoy sacando un cartel al mundo que dice “ACÁ ESTOY” .
Perseguido?.. no creo.

Miren, por asuntos dolorosos de la vida que no vienen al caso, me ha tocado estar en instituciones psiquiátricas, a veces de visita, a veces a preguntar… en fin, pero allí estuve una vez, plantado en medio de un patio de baldosas blancas y negras en diagonal, fumando como un descosido, pensando qué hacer, cómo solucionar, ¿ahora qué?.. en fin… cosas, cuando una vez se me acercó un internado, que deambulaba pisando sólo las baldosas negras al calor agradable del solcito otoñal, también fumaba, pero después de cada pitada miraba hacia atrás.

Uyy.. se me va a acercar, pensaba yo, y se me acercó nomás el pobre hombrecito de ropas viejas y raídas… me miró fijo pero como si mirara un vidrio transparente, y me dijo algo que no olvidé más.

“Botija, que yo esté paranoico, no significa que no me persigan” …, pegó una pitada larga al cigarrillo, miró para atrás, agregó “ojo botija” y se fué, así nomás, pisando sólo baldosas negras y sanas, después noté que las rajadas no las pisaba.

Ustedes se han dado cuenta ya?
Somos casi caracoles, que dejamos el rastro brilloso que se ve al mirar contra el sol.

Trabajo en telecomunicaciones y no son pocas las veces que me pregunto “¿que estoy haciendo?” estoy colaborando con esto! Yo ya sé exactamente (salvando las diferencias claro) lo qué sintió Einstein cuando vio que usaban su átomo desintegrado para otras cosas que nada tenían que ver con su entusiasmo.

Hoy en día TODOS ESTAMOS, es imposible no estar.
Los que podrían no estar, hacen lo imposible por seguir estando.
Hoy me escapé de la oficina, pero antes me aseguré de dejar transferido el teléfono del escritorio a mi celular, para que parezca que estoy cuando en realidad no estoy, pero que nadie sepa, eso en realidad es un “no estar” pero de mentirijillas.

Hay “entes” que están pero no son nadie, cuando llamas te dicen BUENAS TARDESSS… y uno dice:
-Buenas tardes, llamaba por…
-Si quiere continuar en español presione 1, para seguir en inglés presione 2, …
-Pero me reca… /()”#$/(=&!, Nunca hay un número para mandar a la… a la maquinita piensa uno.

Eso sí, sigo firme a mi anticuada posición, hoy a mediodía transferí el teléfono porque estaba escapado, pero sinó, nada.

A mi me llamás y estoy o no estoy, ahora no lo tengo más, pero mi mensaje de móvil decía, “Si no he contestado hasta ahora es que NO ESTOY, si le va a hacer sentirse mejor deje su mensaje, aunque no escucho mensajes, tambien puede llamarme más tarde, no devuelvo llamadas perdidas, mil gracias y que tenga un bonito día”

Me parece justo que si no me gusta hablar con máquinas, no puedo obligar a los demás a que hablen con una.

Sigo tratando de usar dinero de verdad la mayor cantidad de veces que puedo, el temido “Record de crédito” no me preocupa mucho porque soy extranjero y no pienso envejecer aquí, sin embargo ese simple artilugio (el record) es lo que mueve toda la economía por estos lares, y el motivo del uso abusivo de las tarjetas de crédito, que favorece de paso el “ESTAR SIEMPRE”, sale redondita la cosa.

Como funciona?.. pues mas o menos así (no soy experto eh?):

  • Si tenés crédito, y debés mucho, pero siempre pagás mas o menos en fecha, podés pedir crédito, te lo autorizan.
  • Si no tenés crédito , aunque tengas un trabajo estable y has comprado todo al contado siempre, no debés nada a nadie, y pedís crédito te lo rechazarán (usted no tiene record de crédito, te dirán).
  • Sin record de crédito, aunque muestres 3 mil dólares en la mano, no conseguirás una línea de teléfono celular.
  • Si te quedas sin trabajo y estropeas tu “record”, espera al banco a la mañana siguiente que viene a buscar tu auto y la hipoteca de tu casa, te darán 30 días para desalojarla.
  • NADIE o casi nadie por acá tiene una casa PAGADA y un auto PAGADO, dicen MI casa y MI auto pero todo es del o los bancos.
  • No sé, es extraño pero por algún motivo todos los humanos dicen “sí” a estas absurdas reglas y firmamos sin leer la letra chiquita, cada vez más, y se sienten o nos sentiimos orgullosos al “entrar” en el sistema.

    Por que todo esto? Me he preguntado..

    Bueno, cuando una persona tiene crédito y empieza a usar menos efectivo, con un número de tarjeta o tarjetas, es muy fácil saber quien es quien, donde está, que come, donde carga nafta, donde come, qué compra en el super y en qué super, en qué barrio vive, donde se maneja… tal cual el brillo del rastro de una babosa (sin alusiones a nadie eh? Porque me cuento entre “los”).

    Mis papás pagaban el agua y la luz al cobrador directamente en la puerta, ya mas adelante en el club Potencia, donde iba el cobrador una vez por mes. “AGUA Y LUZ”

    Apenas el gordo que cobraba, y el cantinero del club sabían quien era mi viejo o mi vieja.
    Hoy a nuestra casa entran más cosas que los dos cables del contador y el caño de plomo del agua.

    Entra WI-FI, entra el coaxial del CABLETV, entra la señal de DIRECTV, la línea de teléfono sola o metida en el mismo coaxial del CATV, entra la señal de SEIS (al menos acá) operadores celulares y el cable de Internet, ya sea por el teléfono, por el cable de TV o por antenita.

    Por suerte todo esto se puede pagar cómodamente en línea o lo que es más aberrante, hacer un acuerdo de débito automático directito a tu tarjeta de débito o cuenta de banco!, ¿que tal? Y como si todo ello fuera poco, para colmo publicamos o enviamos estas paranoias escritas desde una dirección IP que puede ser rastreada, tenemos nuestro perfil y fotos en Facebook, declaramos abiertamente los parentescos con hijos, esposa y otros familiares (también con fotos), y el pie de foto de nuestra perra Margarita reza “Margarita no muerde a nadie porque es terrible naba”.

    Algunos hasta escriben en el muro “NOS FUIMOS TODOS A LA PLAYA A PASAR EL DÍA!!!! QUE BUENO!!”

    Que bueno!! También piensa el “plancha” en el ciber de la esquina!

    Definitivamente resumido así, no queda otra que aceptar que somos idiotas.

    “Que yo esté paranoico, no significa que no me persigan”… lo sigo recordando, y acepto que ya no fumo pero miro para atrás más seguido.

    No puedo “no estar” como antes, y vos?

    Miguel Cuestas


    miguel cuestas

    Miguel Cuestas es hijo adoptivo de Sayago, además Técnico en electrónica de UTU, ha trabajado en telefonía en Uruguay, Nigeria, EEUU, Suecia, Chile, Brasil, y ha residido con la familia trabajando en el mismo rubro en Mexico, Ecuador y Panamá. Actualmente reside en Puerto Rico con su familia y es Gerente de Soluciones para Cuentas del Caribe de Ericcson.


    Creative Commons License
    http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License.

    Advertisements

    Responses

    1. Hola, buenísimo el artículo Miguel.
      Cuando lo leía recordaba que no hace muchos años allá por 1992, hice el viaje de Arquitectura recorriendo parte de América del Norte y Europa.

      Nuestro modo de comunicarnos con nuestras familias aquí, en Uruguay, era por sobre todas las cosas el correo, no el correo electrónico sino el correo común.

      Las comunicaciones telefónicas, por su puesto que por teléfono fijo, no existía la telefonía celular para nosotros, era, si bien directa, bastante cara para nuestros menguados bolsillos.
      Así que los de aquí nos mandaban las cartas o cassettes de audio a las oficinas centrales de correo, que ya haíamos convenido de antemano, y con nuestros números de pasaporte retirábamos las cartas con las ansiadas noticias.
      Nosotros de todas partes del mundo, escribíamos todos los días cartas y postales que enviábamos con la esperanza que llegaran lo antes posible.
      Siempre pasaba que algunas cartas no llegaban, o había paro en el correo, o los carteros estaban enfermos, así que a veces algunas familias de compañeros no recibían noticias. Entonces aquí en Uruguay se establecía la segunda red de comunicaciones vía telefónica entre las familias comentando las que sí habían recibido notocias , a las que no, nuestras aventuras por sitios tan lejanos.

      Lo mismo pasaba con las llamadas telefónicas; una llamada nuestra desde Europa o USA implicaba en Uruguay el desencadenamiento de una red de llamadas locales para contar “que estábamos todos bien y no pasando hambre” (creo que casi la única y número uno preocupación de nuestras mamás).

      También comunicarnos entre las diferentes camionetas que andábamos por el viejo continente era todo una odisea, y generalmente usábamos el “..si ves a aquellos ,deciles que nos encontramos en Picadilly Circus el día tal a tal hora…”.

      Hoy esto se lo comento a jóvenes que están por emprender esta aventura, que por suerte se sigue haciendo, y les parece imposible que sólo tuviéramos esos medios de comunicación y hubiéramos “sobrevivido” y disfrutado como lo hacen ahora.

      ¿No tener celular para ubicarnos en el recóndito pueblito de una diminuta Isla Griega?¿No tener un netbook para seguir conectado con ul Uruguay y no depender de recortes de diarios que llegaban con las cartas?
      ¿No estar en todo momento rastreados por nuestras familias vayamos donde vayamos?
      Todo ésto les parece a estos chicos y a sus familias lo más normal e imprescindible para encarar un viaje como el que hicimos.

      Bueno el mundo cambia, hoy mi hija va a jugar a la casa de una amiga y lleva su celular (muchas veces a pedido mío). Nos olvidamos del celular y es una tragedia, no revisar el correo dos veces por día ya nos pone nerviosos. Y como se dice ahora … “si no estás en red no existís…”
      Muchos saludos y nuevamente felicitaciones a Miguel.

    2. No digo yo?.. “que yo sea paranoico no signi…”

      En el articulo mencionaba Tarjetas de crédito, pagar… plata .. etc..
      Miren la propaganda que GOOGLE escogió para mí debajo del artículo.

      Creen que es casualidad?

      Ja jaaa..

      • Miguel !, gracias por el “pantallazo” con la muestra de publicidad, cosa que no me gusta, la evitaremos de futuro.
        Con respecto a tu artículo mirá lo que esciben justamente de móviles en otro blog WP.

        Nota : WP permite la opción de que no aparezca publicidad, como el acuerdo con google es nuevo no habíamos marcado esa casilla – para la cual hay que hacer un pago anual – pero, no me atrae que tengamos anuncios que no le hacen al blog, tengo en estudio los cambios para el próximo año y este es uno de ellos.

        • Buenisimo!!

          LA verdad el tipo logra resumir lo que yo siento “contra” los Móviles, y la cosa real es que no estó CONTRA los móviles realmente, estoy contra ciertas cosas de los móviles.

          Odio el uso (perdonáme la palabra en el blog eh?.. pero no hay otra que me salga y que lo explique mejor), odio el uso PAJERO del celular.

          Usar por usar, gastar por gastar, y que la gente se crea que el celular les organiza la vida, que está buenísimo, y que les saca 70 o 100 dólares por mes de forma ABSOLUTAMENTE EVITABLE.
          Si está bueno tenerlo, y recibir como yo recibo, de repente 3 llamadas al día.

          Es que la gente me conoce y no me llama mucho porqie los dejo hablando o los corto si llamaron sin necesidad.

          Y aplico la ley igual que en el email.. cuantos mas mandes o cuanto más llames, MAS LLAMADAS Y MAILS RECIBIRAS.

          Si te jode que te llamen .. no llames, a mi me sale naturalmente, pero es la manera de olvidarte del celular.

          Mirá Gabriel y estimado Blog, yo fui de las primeras personas que tuve teléfono móvil en Uruguay por razones obvias, no por millonario, hacía facha con él pero las llamadas las tenía restringidísimas, pero me colgaba aquella cosa en la cintura y daba una facha que no sabés, pesaba 300 gramos fácil. (era Ericsson , no los ladrillos de Motorola, pero mas o menos igual de grandes).

          Y es así, Yo la verdad le doy POQUISIMA PELOTA al celular hoy en día, el mio tiene 3G, Gps HSPA, Messagng, Camara etc, pero simplito nomás, me ofrecieron entrar en el plan de I-PHONES (GRATIS) en la empresa y lo rechacé, no quiero mails en mi celular, pues no tendrás excusa de “NO ESTOY EN LA COMPU” que es lo poco que me va quedando.

          Mi obligación con el celular y andar siempre con él tiene que ver solamente conque no quiero que me llamen del trabajo y no contestar, por lo demás, no uso ni el organizador, ni el calendario, ni GPS, ni nada, a veces la cámara.

          Tampoco uso agenda ni calendario del outlook ni pongo citas ni reuniones (que las pongan otros), ni nada,NO LO USO MANEJANDO y no es porque no sepa ni que esté prohibido, acá PARA HACER UNA LLAMADA A ALGUIEN es imprescindible agarrar el telénfono Y EL AUTO, parece que sin el auto no se puede hablar, es más.. creo que está prohibido manejar sin hablar por teléfono.

          Manejar a mi me gusta MUCHISIMO, hasta en las trancaderas.. me gusta demasiado como para estropearlo hablando por teléfono, podría dedicar una milesima de mi cerebro a hablar, pero como cosa secundaria, y seguiría manejando bien, y rápido, porque si el auto se inventó para llegar más rápido a alguna parte, yo lo uso para ese fin, andar lo más rapido permitido , SIN BOLUDEAR y SIN MOLESTAR A LOS DEMÁS.

          Pero acá la segunda parte no interesa, ni la primera, y para peor ocupan dos terceras partes del cerebro a HABLAR POR TEL, y 10 % del tercio que queda a manejar (como acción secundaria) el 90% del tercio que quedaba no lo usan absolutamente para nada, o para sacarse un moquito en el semáforo.

          Es enfermizo, yo acá conté mientras paseaba la perra caminando el otro día 100 autos, más de 40 iban hablando por tel, y no ví un diez% digamos que iban con bluetooth. PUEDE SER?

          Lo que me asombra es lo que hablan, he visto mujeres (son peor que los hombres) entrar al super hacer toda la compra de 40 ó 50 minutos CON LA MISMA LLAMADA.

          Y creéme que hablan boludeces.. pero hay que hablar.. no entiendo.

          Hay un amigo de Mateo que a veces viene a casa, se meten a jugar al Playstation , llama a la novia, deja abierta la llamada mientras comenta cosas del juego con mi hijo.. toman una cerveza o coca.. y le habla a Mateo, y de repente le tira un par de frases a la novia.

          Es de locos
          Acá es PANDEMIA.

          No se de donde sacan plata porque a quien tiene el más nuevo y acá es CARÍSIMO EL SERVICIO..

          Basta por hoy..

          ME DESCARGUÉ,.. ME UNO A CELULARES ANONIMOS!!!, la verdad es que si se me cae el teléfono al water, lo único que lamentaría es la foto que le saqué a un ferrari chocado hoy, porque ni siquiera el teléfono es mío, y las llamadas no las pago.. así y todo casi no lo uso.
          PODES CREER?

          TE dejo que tengo una llamada (naa mentira)

          • Me hacés recordar dos anécdotas – breves, de esas que decís ¿ esto es una anécdota ? – y se refieren a personas que necesitan la comunicación, necesitan estar hablando, por importancia, por verbalidad – como decían de un presidente de apellido Batlle, por “incontinencia verbal” – la primera en la agencia de publicidad, época pre-celulares, nuestro jefe hablaba en persona con nosotros ( a pesar de que teníamos una central Ericson espectacular, ya hablaremos de ella en algún momento ) y en eso le gritan ( sí también se gritaba ) “Gustavo teléfono !!” y nos mira a los que hablábamos con él y nos dice desesperado : ” no me corten, no me corten…“, traducción, “esperenme un poquito ” y se va corriendo tras su verdadera llamada.

            Segunda en BsAs, iba placidamente por Corrientes en dirección contraria al Obelisco, sería a la altura de Paraná mas o menos y en eso intespestivamente dobla la esquina un pibe de unos 20 y tantos, gesticulando, y hablando como los locos, es mas te digo, gesticulaba airadamente mientas caminaba, como quien discute con alguien, pero nadie lo acompañaba….traté rapidamente de interpretar la escena : tenía un manos libres !!
            Pero mi viejo, parecía un loco !

            Dije dos, pero en realidad tengo tres y esta es muy especial : se trata de la forma mas sencilla de ganar una cuenta publicitaria.

            La agencia donde yo trabajaba compartía históricamente la cuenta de un gran cliente – una empresa familiar, la mas antigua de Uruguay – con otra pequeña agencia que tenía exclusivamente la cuenta de una marca de Yerba, el director de dicha agencia hablaba él exclusivamente con el director de la compañía citada y no derivaba en nadie el contacto por temor a una metida de pata y perder el cliente.

            La cuestión es que un día, con la promesa de una pauta publicitaria ya casi en el horno, habiendo negociado con canales y radios, el cliente lo llama y le dice que por “x” motivos ( siempre existen en la publicidad, mas que en ningún otro negocio ) se suspendía la salida de la campaña. El director comenzó una conversación que fue subiendo un poquito de tono pues habían avanzado mucho con el trabajo y no quería quedarse “vestido y sin salir”, pero se enfrentó contra la pared, el manager de la cuenta – y portador del apellido familiar de dicha empresa – le espetó un “no salimos y no te puedo decir ni prometer mas”……

            El director de la agencia, caliente….cortó – eso pensó – y quedó mascullando para dentro y para afuera : ” qué se cree fulano, que por ser fulano me va a pasar por arriba y tantas otras cosas que su secretaria escuchaba también….” en eso la telefonista le pide que cuelgue bien el teléfono que tenía una llamada por otra línea.

            Ya se imaginarán, era el cliente que le dice : ” así que pensabas de mi tal y cual y mas cual….bueno, no te preocupes, ya no tendrás mas mis llamadas ni la cuenta de la yerba…..”

            Y así ganamos nosotros otra marca mas para Oriental. Cosas del teléfono, cosas de la publicidad.


            Nota : Central Ericcson, vos sabrás el modelo e incluso su tipología, mirá en Facebook en el Grupo “Yo también trabajé en Publicidad Oriental” y verás una chica al comando de una prehistórica central telefónica, bueno de esa pasamos a la novísima de tu compañía.

            Podías : derivar llamada, esto es, si ibas a otro escritorio y esperabas una llamada la redirigías vos mismo con una simple programación hacia allí. Este comando era apreciadísimo por la telefonista que no debía – como hacían casi siempre conmigo hasta que lo empecé a usar – buscarme por todo el piso…..departamento por departamento.

            Luego, podías dejar grabado un mensaje si salías de la empresa, hacer conferencia con dos o tres de la misma oficina, y con el exterior también, tenía un comando para llamar por altavoz o dar algún mensaje general para todos, podías por supuesto tener manos libres – muy útil para las reuniones – y luego la función de mute, que en determinadas circunstancias es muy interesante.

            • Esa de la foto es una centralita Siemens y como todo lo que se hacía en aquel tiempo eran hechas a mano las cajas, soldadas a mano las conexiones adentro etc.
              La que decís de Ericsson que trajeron después es seguramente una GLORIOSA E INTERMINABLE Ericsson MD que existen aún hoy.

              De las primeras, imagino que la que pusieron ustedes sería ésta
              Centralita

              Luego hubo ya mas grandes como ésta.

              Centralitas mas modernas
              Ya eran electrónicas las MD y requerían un cuartito aparte claro.

              Hoy en Día ya las empresas no compran más el Hardware de la PABX (sigla en inglés de Central Automática de empresa privada).

              Con su conexión a la telefónica local con una simple línea TODAS LAS FUNCIONES, SOFTWARE Y EL EQUIPAMIENTO USADO (hardware) es el que está en la central de Antel (por ejemplo, u otro operador en otro país).

              O sea Antel (por ejemplo) daba todos los servicios de una PABX con los recursos ya instalados para dar el servicio común en la central … no sé… centro.

              Y la empresa no compraba nada de FIERRO.

              Ahora mismo ya también se está dejando de usar éste sistema con el arribo de las tecnologías IP… ya todo se puede hacer con aplicaciones tipo Skype.. y hasta podés tener la PABX de tu empresa en un servidor (ya no es más una central sino un servidor) EN CHINA..

              Estamos en el horno,…

    3. Miguelito, lo que tú dices es lo que yo intentaba aportar cuando unos post atrás hablábamos de los celulares y se confundió con el tema de la ecología, la idea de sentir el celu cómo un “control remoto” y no cómo un facilitador para lo comunicación.

      También coincido que hoy todos nosotros sómos fácilmente ubicables por quienquiera hacerlo ya que sólo somos números dentro de un sistema al cual es muuy fácil acceder.

      Objetos de consumo, no sujetos de derechos

      Finalmente si me permitís voy a darte vuelta el concepto de red, comparando tu área de trabajo con la mía, para mí estar en red en construir con todos los actores comunitarios de un barrio un ámbito que nos permita trabajar todos juntos para al menos intentar hacer algo por las personas que necesitan una mano.

      Ya ves, estar en red puede no ser tan malo, y ya te dije una vez que si trabajáramos juntos tu saber tecnológico sumaría mucho a “mi” red.
      Cariños

    4. Milagros.. es que como en todo en la vida “hay redes y redes”

    5. Miguel: lo que se debería lograr en que cada persona pueda elegir libremente a que red pertenecer ¿no te parece?

    6. Yo creo Miguel que lo que tienes que conseguir es una red de pesca salir de licencia con la flia, sin celulular ( todos ) y bueno cundo vengas te integras a la red que quieras ja ja .

    7. A veces pienso que trabajo de trapecista en un Circo, porque cuando no hay red.. nadie labura!

    8. Ahh y me olvidé de algo: IMPRESIONANTE LA ANECDOTA DEL TELÉFONO MAL COLGADO!!

      Cuántos matrimonios se acabaron por un celular en que se aperetó el “SEND” en el bolsillo y llamó al último número?

      Saludos
      Miguel


    Leave a Reply

    Fill in your details below or click an icon to log in:

    WordPress.com Logo

    You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

    Twitter picture

    You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

    Facebook photo

    You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

    Google+ photo

    You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

    Connecting to %s

    Categories

    %d bloggers like this: