Posted by: gabriel | 27 November 2010

‘Nací al lado del Club El Túnel’, nos cuenta Estela Maris Tonossi

Parecía eterno, pero también se lo llevó el progreso ( © VillaSayago.Com )

INTRODUCCION

Ay Estela ! tu apellido es música en mis oídos, no nos conocemos ¿ o sí ? pero en mi casa mis viejos siempre hablaban con gran cariño de los Tonossi, eran uno de los tantos apellidos recuerrentes cuando recordaban su juventud en Sayago y los grandes amigos que habían cosechado. ¿ Nos habremos visto en la feria con nuestras madres ? supongo que sí, allí nos encontrábamos con todos.

Tus comentarios, puestos en el post de Juan Castro y los vecinos de Calle Ariel merecía el carácter de primera plana, aparecerá claro, también ampliando los datos de la Guía del Siglo pero yo en particular quería verlo aquí.

Primero por la razón expuesta mas arriba y segundo para darte una gran bienvenida a este espacio e invitarte a que sigas escribiendo como lo has hecho, es invalorable lo que nos has contado.
Ahora, hecha esta petit introducción, vamos directamente a la pluma de Estela.

EL COMENTARIO DE STELLA MARIS QUE SE TRANSFORMÓ – POR SU POESIA – EN POST

Qué alegría¡¡¡

En esta parte de Ariel voy reconociendo a varios vecinos y familiares míos. Nací al lado del Club El Túnel, pero despues nos mudamos a la calle Ignacio Rivas 1076, entre Pedro Boggianni y Elías Regules.
Como verás Gabriel y amigos del blog , hasta me acuerdo del número de mi casa. He vivido en otros barrios, pero no me olvidaré nunca de mi calle y en otro momento voy a decir casa por casa los nombres de los vecinos que vivían desde Ariel hasta Elías Regules a lo largo de Ignacio Rivas.

Veo que por Ariel aparece el almacén de los turcos, muy trabajadores pero que conservaban sus costumbres dentro de su casa. En un patio interior, detrás del mostrador, se sentaba un Sr. mayor con toda su indumentaria incluído un turbante y sentado cruzando las piernas fumaba en una pipa que tenía un caño largo que bajaba a un recipiente que tenía al lado.

Yo era chica, mas o menos 7 u 8 años, y lo observaba con gran curiosidad. Luego la panadería de Aulet. El maestro panadero era el novio de una prima, se llamaba Roberto Casas y yo lo iba a visitar. Entraba por la cuadra donde estaban los caballos que usaban en los repartos. Parece que estoy oliendo el olor de excremento de los caballos.

Pasando la cuadra entraba donde elaboraban el pan y los bizcochos y Roberto, que luego se casó con mi prima Nelly Astrúa Tonossi, era bárbaro y me regalaba bizcochos. El cine Hollywood (podría escribir mucho sobre el mismo, porque siempre me ha gustado mucho el cine y no me perdía las matinés de los domingos. La Joyería Sobrero, donde mis padres compraban las alhajas para los cumpleaños de 15, los bautismos o los nacimientos de mi numerosa familia.

Recuerdo a la farmacia de Garrone, gran persona, que luego de muchos años, volví a encontrarlo en el balneario Salinas y se hizo muy amigo de mi esposo porque a ambos les gustaba mucho la pesca y él era muy buen pescador y mi esposo aprendía de él. Uno de sus hijos se casó con mi amiga de la escuela 52, Brígida Álvarez y la recuerdo con cariño.

También casi la vía vivía otra compañera de escuela, Julia Ocampo, creo que tenían un puesto y en la esquina, frente al “paso nivel” como le decíamos al cruce de la vía, el almacén de un Sr. que era español y se llamaba Domingo, el cual estaba enamoradísimo de mi prima Pocha Tonossi, su hermano era el Bebe Tonossi, pero como no era correspondido, me llamaba y yo servía de mensajera de las cartas de amor que le enviaba, pasando Garzón, aparecen los Guerra, familiares del Dr. Guerra que vivía por Garzón.

Eduardo Guerra se ennovió con mi prima Mabel , hija de José Tonossi, mi tío , que aparece en la guía. Se ennoviaron en la escuela y formalizaron cuando mi rprima aún no tenía 15 años y aún están casados. Aparecen los Rabuñal : dos tíos Tonossi, José y Ramón, se casaron con dos hermanas Rabuñal, María y Sara, respectivamente. Era un barrio de muchos amores. También los Porta, muy amigos de los Tonossi. Éramos mas que vecinos amigos, éramos casi familiares. El club de futbol El Ciprés, que se convirtíó en el Racing, la Academia.

En El Ciprés jugaron mis tios y mi papá. Papá, muy jovencito, se fracturó los meniscos, que era algo común, pero no había un tratamiento eficaz. Lo entablillaron y sufrió de los meniscos hasta que como a los 40 años lo operaron en Casa de Galicia.

Bueno, perdona la cháchara, pero cuando recuerdo el barrio y mi familia, me cuesta dejar de escribir. Qué lindo sería que nos pudiéramos reunir, los que tenemos la dicha de aún estar vivos, jovatos, pero con Sayago en el corazón.

Saludos. Estela Maris Tonossi


Creative Commons License
http://www.gabriel329.wordpress.com by gabriel329 is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 3.0 Unported License.

Advertisements

Responses

  1. Hola gente del blog y especialmente Estela: yo soy hija de Brígida Alvarez y Angel Garrone, cuando vi en el post que nombrabas a mis viejos y a mi abuelo Francisco, enseguida se lo leí a mi madre, le dio muchisima alegría saber de vos y prometió escribir pronto, un abrazo!

  2. Estimado Gabriel, muchas gracias por publicar el post.

    No te imaginas el contexto de lo que he escrito. Todas mis vivencias en Sayago darían para escribir un libro. Como actualmente estoy viviendo desde hace varios años en Carrasco Norte, voy poco a Sayago, porque me falta tiempo, el viaje es largo y la mayoría de mis familiares y amigos de la familia viven cerca unos de otros.

    Tengo muchos contactos vía telefónica, pero te prometo que voy a rescatar fotos. Mis padres, ya fallecidos, tenían una valija llena de fotos y recuerdos, que pasó a tenerla mi único y menor hermano, Osvaldo Tonossi, que vive hace casi 30 años en New Jersey, USA, es casado y tiene un hijo, mi sobrino Mauro Tonossi, que está estudiando porque quiere ser actor.

    Ya me veo, ya que me gusta mucho el cine, haciendo cola para ver a mi sobrino actuando. No sé si mi hermano se llevó la valija, pero estoy casi segura que la voy a rescatar. Si tengo suerte, esperate a recibir material invalorable, por los recuerdos que tengo y que si tenemos suerte, harán felices a muchos sayaguenses.

    Cordiales saludos. Estela Maris Tonossi

    • Desde ya esperamos descubrir en esa”valija de magos” lo que han atesorado los Tonossi, has visto que incluso Linda Garrone ya se propone escribir luego de la publicación de tus comentarios ?

      Esto se va construyendo así, unos traen a los otros, una vez que nombrás a alguien, que traes las cosas buenas a la superficie ( lo que no significa que no existan cosas malas, claro está ) los demás vecinos se suman. Para mí que hayas escrito ha sido como retomar contacto con una prima que hacía mucho que no veía, pero que siempre la familia la tenía presente, a ella y a su gente.

    • Mary no sé si eres la misma persona a ver si te acordás de la familia Cabrera que vivía en Ignacio Rivas 1090 entre Pedro Boggiani y Elías Regules ?, mis padres Juana y Ernesto, mi hermano Walter pero lo llamaban Tito El Tecla por sus lindos dientes,mis hermanas Teresa,Socorro y Betty.

      Me acuerdo de tu papá, no se si ustedes vivieron tambien en la Avenida Millán?

      En Ignacio Rivas me acuerdo de Beatriz Luccoti mi amiga de niñas.
      La almacén de dona María, Walter Rebollo.

      La familia italiana que vivía en la casa grande enfrente a Dona María.

      Si eres tú me da mucho gusto saludarte desde NYC Viva Sayago !

  3. Gabriel:
    Leo la brillante intervención de Estela Maris
    y su apellido me surge claramente en mi mente, por el Bebe Tonosi, amigo de mi padre Olfe Marichal, por eso le digo a ella que miré mi intervención QUERIAS SAUCE TOMA del 26/12/2009 y en una de las fotos de las comidas de amigos está el bebe TonoSsi, quizás encuentre algún otro conocido.

    Sobre el Club El Túnel dice mi padre que se hacían grandes bailes y que cuando era muy joven (tiene 76) había un sátiro que le salía a las muchachas cuando pasaban por el túnel, para evitar que eso continuara vistieron a uno de los amigotes de mujer y lo hacían pasar por la zona mientras ellos estaban escondidos entre los hinojos, hasta que apareció y lo pudieron encontrar para darles unas caricias especiales, no apareciendo nunca más.

    Historias que nuncan terminan mientras continuemos manteniéndolas vivas.

    HASTA LA PROXIMA

    • Angelito !
      Grande !!, tenés que sentar a tu viejo con un café o algo espirituoso
      y empezar a conversar – y tomar nota ! – pues de los bailes del Club Túnel y los vecinos que allí iban salieron cientos de matrimonios, incluído el de mis viejos y te diré que sabemos muy poco de esta institución, sería bueno conocer mas de primera mano.

  4. […] Nací al lado del Club Túnel Historias de cigüeñas sayaguenses Cuando Alberto Castillo vino a cantar a Sayago […]


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Categories

%d bloggers like this: